Disney como servicio: ¿son las IP el factor decisivo del éxito?

¿Cuál es el éxito encontrado por Disney en el streaming? El poder de las marcas y franquicias queda expuesto con el lanzamiento de Disney+.

 

No cabe duda que, cuando se trata de las predicciones sobre el futuro de la industria del entretenimiento, el streaming es rey. Y, sin embargo, a pesar de la aparente hegemonía que Netflix (el rey de este modelo) goza, el éxito de Disney en este mismo campo ha sacado a la luz el valor de un elemento que la “casa del ratón” goza y que Netflix tiene que luchar para establecer: la propiedad intelectual.

Sobre Disney y el poder de la IP

Vayamos a los números. La Walt Disney Company ha publicado su primera pérdida cuatrimestral desde 2001, con una reducción del 42 por ciento en sus ganancias, lo que equivale a 4.72 mil millones de dólares. Esto, claro, se debe a la pandemia del coronavirus, que ha golpeado durante la división de películas y parques de Disney, sus dos vías de lucro más importantes.

Pero, por otro lado, también se ha publicado la noticia de que Disney+, el servicio de streaming recién estrenado de esta corporación ha logrado alcanzar su meta de suscriptores en 9 meses, en lugar de los 5 años previstos, con 60 millones de usuarios a nivel mundial.

Aunque este número aún está lejos de alcanzar los 200 millones de usuarios que Netflix presume, este crecimiento es sumamente notable, incluso si se toma como factor la necesidad de entretenimiento en casa que ha sido impuesto por las órdenes de cuarentena, ya que está basado en un diferenciador crucial.

¿Cuál fue el éxito de Disney+ mientras que servicios como Quibi y DC Universe fallaron? Simple, su extenso (sumamente extenso) catálogo de propiedades intelectuales (IP) establecidas, que hacen de la decisión una muy sencilla para el usuario.

El hecho de que Disney se haya podido dar el lujo de esperar casi una década después de su mayor competidor para lanzar un servicio de streaming recae en la fuerza de las marcas que viven bajo el paraguas de esta compañía.

disney

Incluso Netflix, que tiene IPs reconocibles y valiosas como Stranger Things, BoJack Horseman, Orange Is The New Black o The House of Cards, tuvo que cultivarlas desde cero, con el riesgo que esto conlleva, para hacer de su servicio uno atractivo para los usuarios potenciales.

Pero Disney pudo saltarse ese posicionamiento orgánico desde el día 1, con una plataforma que ofrecía, en un solo lugar, varios de los nombres más valiosos y establecidos de la industria: Marvel, Pixar, National Geographic, Star Wars y, tras su adquisición en 2019, 20th Century Fox.

Es por ello que Bob Chapek, CEO de la compañía, ha anunciado que sus esfuerzos, al menos durante la pandemia, pondrán al streaming como la prioridad #1 de Disney, alimentando el catálogo de propuestas que no tienen que encontrar audiencia: ya venía incluida con el paquete.

Esto, entonces, demuestra que el futuro de la industria no recae solo en la adopción e implementación exitosa de una nueva tecnología, sino en el poder del contenido reconocible, sobre el cual Disney gozaba de una posición sumamente privilegiada; el poder de “Disney como Servicio” demuestra la necesidad de cultivar IPs y franquicias con un amplio abanico de reconocimiento como el factor decisivo en el horizonte del Direct To Consumer (D2C) y entretenimiento Over The Top (OTT).

La cuestión ahora es mantener ese impulso en cara a una pandemia que no parece terminar.

 

Por Sergio A. Martínez│

Referencias

Barsanti, S. (2020). “Disney+ reached its 5-year subscriber goal in only 9 months”. AV Club. Estados Unidos. Recuperado el 13 de agosto de 2020 de: https://news.avclub.com/disney-reached-its-5-year-subscriber-goal-in-only-9-mo-1844638689

Barsanti, S. (2020). “Disney posts its first quarterly loss since 2001”. AV Club. Estados Unidos. Recuperado el 13 de agosto de 2020 de: https://news.avclub.com/disney-posts-its-first-quarterly-loss-since-2001-1844666102

0 Points


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *